El día que Seve se hizo maestro

 

Hay momentos en la historia del deporte que merecen ser recordados. Hasta hace unos años, era difícil ver a un español ganando torneos de cualquier disciplina fuera de nuestras fronteras. El golf era un deporte de los llamados minoritarios, hasta que apereció un chico nacido en Pedreña (Cantabria) y abrió las puertas de par en par a todo un país deseoso de triunfos. Severiano Ballesteros fue un auténtico pionero, como lo fueron el tenista Manolo Santana, el gimnasta Joaquín Blume, el motociclista Ángel Nieto o los ciclistas Federico Martín Bahamontes y Luis Ocaña.

 

El 13 de abril de 1980 se convirtió en ganador del Masters de Augusta. Se cumplen 35 años de un triunfo histórico. Aquel día, el golfista cántabro se hizo maestro. Con una tarjeta de 275 golpes (13 bajo par) sumó tres días sensacionales con 66-69-68, para cerrar la cuarta y última jornada con 72 (par del campo). Solo dos españoles han logrado ponerse la chaqueta verde a lo largo de la larga historia del major americano, Seve y Chema Olazábal. Ambos Premio Príncipe de Asturias de los Deportes (1989 y 2013). Además del triunfo de 1980 Ballesteros volvió a ganar en 1983. Olazábal lo logró en 1994 y 1999.
La clasificación final:
Jugador
F
R1
R2
R3
R4
Gane.
1
-13
66
69
68
72
$ 55.000
2
-9
70
74
68
67
$ 30.500
2
-9
68
74
69
68
$ 30.500
4
-8
68
74
71
67
$ 15.750
5
-7
66
73
72
70
$ 13.2 mil
6
-5
76
70
68
69
$ 9,958
6
-5
71
70
69
73
$ 9,958
6
-5
69
71
74
69
$ 9,958
6
-5
69
72
73
69
$ 9,958
6
-5
72
68
76
67
$ 9,958
6
-5
71
71
71
70
$ 9,958

 Apuntes históricos sobre Severiano Ballesteros:

Severiano Ballesteros fue un auténtico revolucionario del golf. Cuando aún no había cumplido los 17 años (nació el 9 de abril de 1957), el 22 de marzo de 1974 se hizo profesional. Su primer triunfo se produjo en su pueblo, en Pedreña, donde venció en el Campeonato de España Sub-25 y la siguiente semana fue segundo en el Open de Santander. Y siete días más tarde lograba el triunfo en el Open de Vizcaya.
 
En 1976, a parte de vencer en varios torneos, como el Open de Holanda o el trofeo Lancome y de ganar la Orden del Mérito, Seve fue segundo en el Open Británico, empatado con Jack Nicklaus y sólo por detrás de Johnny Miller y podríamos decir que en ese momento comenzó su leyenda. Al año siguiente volvió a ser el primero en la orden de Mérito y en 1978 logró vencer en EEUU, Kenia y Japón. Seve consiguió la victorias en 6 torneos consecutivamente y que además se disputaron en 4 continentes diferentes a Europa. Con tan sólo 20 años, Seve Ballesteros había ganado ya en los cinco continentes. Los dos años siguientes fueron sencillamente sensacionales para Seve. En 1979 ganó su primer Open Británico, convirtiéndose en el ganador más joven en lograrlo.
Un año después conquistaba el Masters de Augusta. Con 23 años se convertía en el segundo extranjero y en el primer europeo que se enfundaba la chaqueta verde. Ese año sufrió la que sería su primera gran decepción. Fue descalificado en el Open de Estados Unidos por llegar tarde al tee de salida. A pesar de los grandísimos triunfos conquistados, Seve no fue seleccionado para jugar la Ryder Cup de 1981. En los siguientes torneos Seve demostró que se habían equivocado y ganó el Open de España, el World Match Play, el Dunlop Phoenix en Japón y el Australia PGA. El año 1983 fue el de la segunda Chaqueta Verde de Seve. El Augusta National veía como el golfista español conquistaba  por segunda vez el Masters. Seve era sin lugar a dudas el mejor del mundo.
Un año después el British Open se jugó en Saint Andrews, la cuna del golf. El mejor, se imponía en el mejor escenario posible. La segunda victoria de Seve en este torneo supone uno de los momentos más importantes de la historia del golf. Su último putt, que significaba un birdie (uno bajo par), marcó un antes y un después.
Hubo que esperar otros 4 años para ver ganar a Seve en un grande. Fue de nuevo en el Open Británico, en el mismo escenario donde había vencido 8 años antes. Con este triunfo el dominio del golfista cántabro en la década de los 80 se convertía en abrumador. Además de sus 2 triunfos en Augusta y sus 3 en el British Open, Seve logró 5 Campeonatos del Mundo Match Play en los años 81, 82, 84, 85 y 91. Conquistó 5 Ryder Cup con el equipo europeo, la última en 1997 como capitán en Valderrama. Ballesteros logró 50 títulos en el Circuito Europeo – 9 títulos en el Circuito Americano  y un total de 96 títulos a lo largo de su carrera – 6 Órdenes del mérito europeo (1976, 1977, 1978, 1986, 1988, y 1991). Y se convirtió en miembro del World Golf Hall of Fame en 1999. El 7 de mayo de 2011 nos dejaba. Se marchaba un pionero del golf . Un deportista único e irrepetible. Una leyenda. Uno de los mejores de la historia del deporte de nuestro país.
 
 
Fotos: augusta.com
 

 

Deja un comentario